domingo, 5 de octubre de 2014

Cincuenta años de exploraciones en el Pozo Azul

Artículo publicado en el Diario de Burgos del 21 de septiembre de 2014, por Héctor Jiménez.
http://bibliop3.blogspot.com.es/

jueves, 1 de mayo de 2014

Francesc Castanera Ferrer


En la página de F. Miret "Espeleologia Bibliografia Caving Literature" se publica, el 29/04/2014, una entrada con el siguiente título:

Viñetas Espeleología (vignette, cinderella, verschlussmarke, vignetta) -1-

Una de las curiosas series que se reproducen, fue realizada por Francisco Castanera Ferrer que ingresó en el G.E. Edelweiss, en 1971. El grupo no fue capaz de valorar las inquietudes que movieron sus diferentes facetas creativas.

miércoles, 2 de mayo de 2012

Nuevas representaciones rupestres en Ojo Guareña (Burgos)

Nuevas representaciones rupestres en Ojo Guareña (Burgos)
Autor:  F. Jordà Cerdà
 
Publicado en:

ZEPHYRUS vol. XIX-XX Págs.: 61-71 y VIII láminas.
Años: 1968-1969.

SALAMANCA.

Un sarcófago cristiano en el Museo Arqueológico de Córdoba


Antes de ingresar en el Gulmont ya teníamos alguna inquietud por los asuntos de la Arqueología, aunque nunca habíamos tocado un trozo de cerámica de más de cincuenta años de edad.


sábado, 6 de agosto de 2011

Exploración de la cueva Tresierra, en Jaramillo de la Fuente (Burgos)


Visita realizada Por Elías Rubio Marcos y un grupo de vecinos de Jaramillo de la Fuente, a los que acompañó el autor de este 'blog', para reconocer la cueva-sumidero de Tresierra. Se realizó un informe a petición de varios concejales.


viernes, 25 de febrero de 2011

En la cueva donde rige el sol

 Todos le habíamos oído hablar de ella, que vino un día muy alborozado porque decía que en el fondo había muchos cristales de colores que brillaban con el sol, que era una maravilla.

http://donderigeelsol.blogspot.com/

Cada historia humana pudo generar un nombre para un sitio, y cada nombre de paraje puede desarrollar una historia ya olvidada y reinventada. Cuando había gente trabajando en los surcos del campo, los nombres de los pagos permanecían agarrados al suelo y al paisaje. Un viajero podía saber de inmediato el nombre de la cueva que allí se abría, impresionante, minúscula u oculta. Hoy, ¿quién guarda los nombres de las cuevas que no se escribieron?